Sin Villa ..y sin nada me pillan.

2017/11/05

Luis Fernando Sotelo, 3 años de su detención

Tal día como hoy, hace tres años que Luis Fernando fué secuestrado en una prisión del estado mejicano.   #EsElEstado

 

 

A los compañeros que luchan abajo y a la izquierda.

Al Congreso Nacional Indígena.

A los compañeros de la sexta.

A la Red contra la Represión.

A los medios libres.

.

Elegir a dónde mirar es también elegir desde dónde.  ¿O es lo mismo mirar desde arriba el dolor de quienes pierden a lxs que quieren y necesitan,  por la muerte absurda,  inexplicable,  definitiva,  que mirarlo desde abajo?

.

.

Hoy tenemos una enorme rabia. A lo largo y ancho de nuestro país la persecución, la desaparición, el encarcelamiento y la muerte son leyes impuestas desde arriba. El narco-gobierno despoja a los pueblos de sus territorios, agudiza la explotación laboral, reprime a los que nos organizamos; los que creemos que otro mundo es posible. A los poderosos les estorbamos lxs migrantes, lxs trabajadorxs sexuales, lxs sin techo, los diferentes, los rebeldes. Los otros somos todxs los que no negamos a homogeneizar nuestra identidad, es decir, nos resistimos a renunciar a nuestra diferencia.

A los compañeros normalistas de Ayotzinapa los desaparecieron y asesinaron por ser pobres, campesinos, indígenas, estudiantes y por estar luchando por cambiar las condiciones de vida de su pueblo. No son 43 desaparecidos, son miles, y miles también son los asesinados por el Estado-capital en su guerra de exterminio contra el pueblo, contra los pueblos en resistencia por más de 500 años. El Narco-Estado-Capital utiliza los medios de comunicación y su aparato jurídico- carcelario para atacarnos, pero cuando eso no le es suficiente, tuerce la ley y utiliza brigadas blancas y paramilitares. Sembrando terror y muerte, tratando de eliminar a quien le estorbe.

Nosotros no olvidamos Acteal, Atenco, Aguas blancas, el 68, el 71. No olvidamos a Kuy Kendall, a Alexis Benhumea, Carlos Sinhue, a Pavel González, a las muertas de Juárez, al compa Galeano. No olvidamos a los que el Estado ha arrebatado su libertad por la fuerza: a Mario Luna, a Álvaro Sebastián Ramírez, a los compas de Xochicuautla, a los compas nahuas, a nuestros compañeros de Oaxaca, Puebla, Estado de México y tantos otros que nos duelen y nos llenan de rabia.

Aquí en el D.F. el pasado 5 de Noviembre, la policía del GDF ingreso a Ciudad Universitaria con un fuerte operativo que incluía sobrevuelos de helicóptero y policías vestidos de civil a bordo de camionetas sin placas, violando la autonomía universitaria, atacando a la comunidad con balas de goma, piedras y macanas. Todo esto después del cierre de la Av. Insurgentes, la quema de un metrobus y el posterior enfrentamiento con un grupo de manifestantes durante la tercera jornada de lucha por Ayotzinapa.

Es en este contexto en el que se realizan las detenciones de nuestros compañeros: Luis Fernando Sotelo Zambrano y Sergio Pérez Landeros (actualmente libre), quienes se encontraban en las inmediaciones del Campus. Nuestro compañero, después de ser detenido y golpeado, fue presentado en calidad de detenido en la agencia #22 del MP, en la delegación Coyoacán. Posteriormente fue consignado al reclusorio sur, todo esto en menos de 24 hrs. Los delitos que se le imputan son: Ataques a las vías de comunicación, portación de explosivos, daño doloso y ataques a la paz pública con el agravante de pandilla. Luis Fernando es estudiante de la prepa 6, integrante de la cooperativa ik o´tik, adherente a la Sexta Declaración de la Selva Lacandona, luchador social, hijo, hermano y compañero.

Desde este espacio exigimos su liberación inmediata e incondicional, asi como la de todos lxs presxs politicxs del país y del mundo. Nuestra lucha, no es por el cumplimiento de un pliego petitorio, sino por la vida.

.

.

¡Presas politicas libertad!

¡Desaparecidos presentación!

¡Si tocan a una, nos tocan a todas!

¡ La solidaridad es un arma contra el poder !

¡Ni perdón ni olvido, castigo a los asesinos!

.

.

luisfernandolibre

 

.

Abrazo de CGT al compañero Luis Fernando Sotelo

+ info:

NO ESTAMOS TODAS, las queremos en casa éste 2017

 

2017/04/30

acompañamiento presxs mexicanos

 

 

 

Propuesta de Campaña de acompañamientos a los presos y presas políticas mexicanas

En 1986, un diputado mexicano visitó la cárcel de Cerro Hueco, en Chiapas. Allí encontró a un indio tzotzil, que había degollado a su padre y había sido condenado a treinta años de prisión. Pero el diputado descubrió que el difunto padre llevaba tortillas y frijoles, cada mediodía, a su hijo encarcelado.


Aquel preso tzotzil había sido interrogado y juzgado en lengua castellana, que él entendía poco o nada, y con ayuda de una buena paliza había confesado ser el autor de una cosa llamada parricidio.”

Eduardo Galeano “Patas arriba. La escuela del mundo al revés”.

 

 

 

Las cárceles son centros de exterminio del espíritu humano. Centros de confinamiento para quienes el sistema quiere aislar y contener. Son espacios que representan la quintaesencia del autoritarismo, donde los reclusos llevan una vida de sometimiento y represión constante. Son instituciones que no se preocupan de atender las causas sociales económicas de un delito, solo de castigar las acciones que se salen de los márgenes de lo que el sistema cree aceptable. O en algunos casos, para reprimir a las minorías, criminalizarlas, y apartarlas de la vida pública y del resto de la sociedad.

En Chiapas, por poner un ejemplo, la mayoría de presos son indígenas. Muchos acusados de delitos menores, o con crímenes prefabricados, y que cumplen condenas en condiciones durísimas de vida. La mayoría son juzgados en lengua castellana, desconocida para muchos, y sus confesiones son obtenidas mediante presiones y torturas.

El caso de la prisión política es especialmente cruel, ya que no siempre se castigan actos o delitos. En la mayoría de casos, se castiga el mero hecho de pensar y expresar de forma distinta al poder. Se persigue el extirpar de la sociedad los brotes de pensamiento disidente o de autoorganización.

En México la práctica de la prisión política es un habitual método de contrainsurgencia. Cualquier señal de pensamiento propio, de acciones de rebeldía o insumisión o de movimientos en pro de la organización y la autonomía, es susceptible de acabar encarcelado.

Uno de los objetivos de la prisión política es aislar y neutralizar a quienes la sufren. Alejarles de sus comunidades, de sus compañeras y compañeros de lucha y de sus familias. Es por ello que es vital que quienes luchamos desde fuera de las prisiones, dinamitemos en la medida de lo posible sus muros, creemos grietas por donde puedan colarse la esperanza y el ánimo de lucha.

Desde el equipo para México de la Secretaría de Relaciones Internacionales queremos invitar a las y los afiliados, sindicatos, y asambleas de la CGT a participar de una campaña sostenida de cartas a presas y presos políticos mexicanos. Una manera de que el calor y el apoyo de nuestra organización cruce fronteras y muros en apoyo de quienes sufren por su condición de luchadoras.

A través de www.cgtchiapas.org podéis saber de la situación de las y los compañeros presos. Si decidís escribirles solo tenéis que enviar la carta a la dirección de mail cgtmexico@cgt.org.es.

 

 

 

 


Algunos consejos para estas cartas:

-Han de ser preferiblemente manuscritas (se pueden enviar una copia escaneada)

-No han de exceder de las dos caras de una cuartilla

-Debemos tener información sobre el caso y la situación actual del compañero o compañera al que se escribe.

– Es importante saber que momentos clave atraviesa el preso en cuestión (juicios, condenas, casos de tortura) y acompañarle en ellos.

Trasmitamos a las presas y presos en lucha toda nuestra solidaridad, y acompañemosle en el difícil paso que están viviendo.

!Derribemos los muros de las prisiones!

.

.

.

info sobre las y los compas presos: en la Red contra la Represión , el GP No estamos todxs y la CNA Mexico

 

 

 

 

 

 

2017/01/15

Comandanta Ramona y las mujeres del EZLN

Filed under: CGT,General,Mexico — Tags: , , , — jonatan @ 13:57

 

 

 

(en recuerdo a la Comandanta Ramona, nacida en el 1949 y fallecida el 6 de
enero de 2006. En la memoria, siempre)

 

 

Abramos el corazón y los ojos para leer esto.

Veamos el enorme camino recorrido por las mujeres (y con ellas los hombres
zapatistas) desde marzo 1993. 

Y luego miremos cuánto de todo eso aún no se cumple en las 3,9/4 partes
del planeta tierra. (nota de rr.ii.)

Ley revolucionaria de mujeres En su justa lucha por la liberación de
nuestro pueblo, el EZLN incorpora a las mujeres en la lucha revolucionaria
sin importar su raza, credo, color o filiación políti… 

Origen: LEY REVOLUCIONARIA DE MUJERES ZAPATISTAS [1]

LEY REVOLUCIONARIA DE MUJERES 

En su justa lucha por la liberación de nuestro pueblo, el EZLN incorpora a
las mujeres en la lucha revolucionaria sin importar su raza, credo, color o
filiación política, con el único requisito de hacer suyas las demandas
del pueblo explotado y su compromiso a cumplir y hacer cumplir las leyes y
reglamentos de la revolución. Además, tomando en cuenta la situación de
la mujer trabajadora en México, se incorporan sus justas demandas de
igualdad y justicia en la siguiente LEY REVOLUCIONARIA DE MUJERES: 

PRIMERA.- Las mujeres, sin importar su raza, credo o filiación política
tienen derecho a participar en la lucha revolucionaria en el lugar y grado
que su voluntad y capacidad determinen. 

SEGUNDA.- Las mujeres tienen derecho a trabajar y recibir un salario justo.

TERCERA.- Las mujeres tienen derecho a decidir el número de hijos que
pueden tener y cuidar. 

CUARTA.- Las mujeres tienen derecho a participar en asuntos de la comunidad
y tener cargo si son elegidas libre y democráticamente. 

QUINTA.- Las mujeres y sus hijos tienen derecho a atención primaria en su
salud y alimentación. 

SEXTA.- Las mujeres tienen derecho a la educación. 

SÉPTIMA.- Las mujeres tienen derecho a elegir su pareja y a no ser
obligadas por la fuerza a contraer matrimonio. 

OCTAVA.- Ninguna mujer podrá ser golpeada o maltratada físicamente ni por
familiares ni por extraños. Los delitos de intento de violación serán
castigados severamente. 

NOVENA.- Las mujeres podrán ocupar cargos de dirección en la
organización y tener grados militares en las fuerzas armadas
revolucionarias. 

DÉCIMA.– Las mujeres tendrán todos los derechos y obligaciones que
señalan las leyes y los reglamentos revolucionarios. 

FUENTE: EL Despertador Mexicano [2], Organo Informativo del EZLN, México,
No.1, diciembre 1993. 

————-


_…el primer alzamiento del EZLN fue en marzo de 1993 y lo encabezaron las
mujeres zapatistas…_ 

Susana, tzotzil, está enojada. Hace rato la burlaban porque, dicen los
demás del CCRI, ella tuvo la culpa del primer alzamiento del EZLN, en
marzo de 1993. “Estoy brava”, me dice. Yo, mientras averiguo de qué se
trata, me protejo tras una roca. “Los compañeros dicen que por mi culpa
se alzaron los zapatistas el año pasado”. Yo me empiezo a acercar
cauteloso. Después de un rato descubro de qué se trata: en marzo de 1993
los compañeros discutían lo que después serían las “Leyes
Revolucionarias”. A Susana le tocó recorrer decenas de comunidades para
hablar con los grupos de mujeres y sacar así, de. su pensamiento, la
Ley de Mujeres”. Cuando se reunió el CCRI a votar las leyes, fueron
pasando una a una las comisiones de justicia, ley agraria, impuestos de
guerra, derechos y obligaciones de los pueblos en lucha, y la de mujeres. A
Susana le tocó leer las propuestas que había juntado del pensamiento de
miles de mujeres indígenas. Empezó a leer y, conforme avanzaba en la
lectura, la asamblea del CCRI se notaba más y más inquieta. Se escuchaban
rumores y comentarios. En chol, tzeltal, tzotzil, tojolabal, mam, zoque y
castilla”, los comentarios saltaban en un lado y otro. Susana no se
arredró y siguió embistiendo contra todo y contra todos: “Queremos que
no nos obliguen a casarnos con el que no queremos. Queremos tener los hijos
que queramos y podamos cuidar. Queremos derecho a tener cargo en la
comunidad. Queremos derecho a decir nuestra palabra y que se respete.
Queremos derecho a estudiar y hasta de ser choferes”. Así siguió hasta
que terminó. Al final dejó un silencio pesado. Las “LEYES DE MUJERES”
que acababa de leer Susana significaban, para las comunidades indígenas,
una verdadera revolución. Las responsables mujeres estaban todavía
recibiendo la traducción, en sus dialectos, de lo dicho por Susana. Los
varones se miraban unos a otros, nerviosos, inquietos. De pronto casi
simultáneamente, las traductoras acabaron y, en un movimiento que se fue
agregando, las compañeras responsables empezaron a aplaudir y hablar entre
ellas. Ni qué decir que las leyes “de mujeres” fueron aprobadas por
unanimidad. Algún responsable tzeltal comentó: “Lo bueno es que mi
mujer no entiende español, que si no…” Una oficial insurgente, tzotzil
y con grado de mayor de infantería, se le va encima: “Te chingaste
porque lo vamos a traducir en todos los dialectos”. El compañero baja la
mirada. Las responsables mujeres están cantando, los varones se rascan la
cabeza. Yo, prudentemente, declaro un receso. Esa es la historia que,
según me dice Susana ahora, salió cuando alguien del CCRI leyó una nota
periodística que señalaba que la prueba de que el EZLN no era
auténticamente indígena es que no podía ser que los indígenas se
hubieran puesto de acuerdo en iniciar su alzamiento el primero de enero.
Alguno, en broma, dijo que no era el primer alzamiento, que el primero
había sido en marzo de 1993. Bromearon a Susana y ésta se retiró con un
contundente “váyanse a la chingada” y algo más en tzotzil que nadie
se atrevió a traducir. Esa es la verdad: el primer alzamiento del EZLN fue
en marzo de 1993 y lo encabezaron las mujeres zapatistas. No hubo bajas y
ganaron. Cosas de estas tierras.” 

Fragmento de la  Carta de Marcos sobre la vida cotidiana en el EZLN [3] del
26 de enero de 1994. 

Enlaces relacionados: 

La Ley Revolucionaria de Mujeres del EZLN: Actualidad y cotidianidad,
escrito por Sylvia Marcos contenido en la publicación de la CGT: EZLN 30 Y
20 consulta AQUÍ [4]. 

ELLOS Y NOSOTROS. VII.- L@s más pequeñ@s 3.- Las Compañeras. El muy
largo camino de las zapatistas [5]. 

Participación de las mujeres en el Gobierno Autónomo [6]  Cuaderno del
primer curso de la _Libertad según l@s zapatistas_ 

«Nunca más un México sin nosotras» Mujeres rebeldes zapatistas [7]

La lucha de género y las féminas zapatista, el primer YA BASTA [8]

Audios y transcripción completa en encuentro con mujeres [9] del año 2006
durante el recorrido de la Otra compaña 

 

   por la secretaría de relacciones internacionales de la CGT, equipo de trabajo Mexico

2017/01/05

Conocer Mexico Sin Pulsera De Todo Incluido

Filed under: General,Mexico — Tags: , , — jonatan @ 12:47

 

  

    

   

por Javi, del equipo de trabajo Mexico CGT Chiapas, relaciones internacionales de la Confederación General del Trabajo

 

aparecido en el nº 4 de Barricada de Papel, organo de la CGT Andalucía

2017/01/04

de la propuesta zapatista, 2017-2018

Filed under: CGT,entrevistas,General,Mexico — Tags: , , — jonatan @ 23:15

un intento de aclaración de la controvertida/poco entendida propuesta que el EZLN planteó al V Congreso Nacional Indígena

 

La propuesta del EZLN al Congreso Nacional Indígena de presentar a una mujer indígena a las elecciones presidenciales de México en 2018, ha vuelto a poner la atención sobre la situación de opresión que viven los pueblos indígenas en México.

Web habilitada  CNI

[octubre, 2016]    QUE  RETIEMBLE  EN  SUS  CENTROS  LA  TIERRA

.  .  .

 

[25 de octubre]   CGT, organización vinculada desde hace décadas a la lucha zapatista, muestra expectación ante la posible participación de EZLN en el proceso electoral mexicano. Entrevista Angel Bosqued 

 

[26 de octubre]   El V Congreso Nacional Indígena y la propuesta zapatista. Entrevista a Javier Sánchez, CGT Chiapas

 

 

 

[5 de diciembre]   Hablamos con la activista mexicana Rosa y el compañero Javi de CGT, ambos presentes el pasado 12 de octubre durante el V Congreso Nacional Indígena en Chiapas. En dos entrevistas individuales nos hablarán sobre su experiencia y sus reflexiones en torno ha este nuevo movimiento de los zapatistas. 

Pues bien…..

Declaración final del V Congreso del CNI (audio)

acuerdos  

un poco de ….una linda historia

 

2016/12/31

NO ESTAMOS TODAS, las queremos en casa éste 2017

Navidad y fin de año… pero Falta lo que falta

NO ESTAMOS TODAS

LXS QUEREMOS EN CASA

no les olvidamos compas!

 

 

 


 

 

#FernandoBarcenasLibertad 

Es 13 de diciembre del 2013, la Ciudad de México se encuentra agitada por el consumismo generado por la temporada de consumo navideña y por las protestas callejeras generadas por el aumento del pasaje del Sistema de Transportes Colectivos Metro. Desde que el gobierno capitalino anunció el aumento semanas atrás, diversas convocatorias y formas de protesta se fueron dando, desde las más pacifistas, reformistas y ciudadanas hasta las más rebeldes y violentas, las cuales vienen a sumarse a una serie de luchas que se habían agudizado desde la entrada de Peña Nieto a la Presidencia. De repente ese día, mientras la marcha pasaba entre las avenidas Reforma e Insurgentes, los manifestantes se alebrestan, unos corren despavoridos, otros brincan de felicidad, el humo y las flamas se hacen presentes; el árbol de navidad que había sido colocado por la empresa Coca-Cola empieza arder producto de la molotov que alguien había arrojado.

Los arrestados son tres, dos de ellos menores de edad que terminaron quedando libres, el otro es Fernando Bárcenas Castillo que continúa preso con una sentencia firme de 6 años

Juventud rebelde:  la travesía anti-carcelaria de Fernando Bárcenas  –  CGT Chiapas 

#LuisFernandoSoteloLibre

 

La modificación que el Tribunal Superior de “Justicia” ha realizado a la sentencia de nuestro compañero Luis Fernando Sotelo es una burla. La reducción de la sentencia de 33 a 13 años, no es hacer “justicia”, sino una burla a ésta. Las irregularidades del proceso han sido denunciadas innumerables veces. Ha quedado más que probado que no existen elementos que lo incriminen y el único testigo presencial, el chofer del metrobús, durante el juicio, dijo no reconocer a nuestro compañero. 

Modifican condena de Luis Fernando Sotelo – CGT Chiapas

CGT ante la indecente condena a Luis Fernando Sotelo – CGT Chiapas

Abraham Cortes Avila

En días recientes recibimos la noticia de que al compañero Abraham Cortés le fue dictada una nueva sentencia en el juicio que enfrenta desde el 2 de octubre de 2013. Recordemos que Abraham es la única persona que continua preso por los hechos ocurridos ese día.

Abraham enfrentaba una acusación de tentativa de homicidio, por supuestamente haber lanzado cokteles molotov hacia las líneas de policías antimotines. Además de otra acusación por ataques a la paz pública en pandilla.

Por esas acusaciones el compañero había sido sentenciado a 13 años 4 meses de prisión; sin embargo, en días pasados le fue dictada una nueva sentencia, debido a un amparo que promovió.

La nueva sentencia del compañero es de 5 años 9 meses por el delito de ataques a la paz pública en pandilla, desechándose así la acusación de tentativa de homicidio.

Sin duda es una buena noticia, pero no significa que reconozcamos en ella una acción de justicia por parte del sistema jurídico-carcelario mexicano.Sabemos perfectamente que ese sistema nunca nos dará justicia y si ahora aflojan un poco la correa no olvidamos que nuestro compañero sigue preso, y mientras él y las miles de personas que actualmente pueblan las prisiones sigan tras esos muros, seguiremos combatiendo…

¡Por la libertad de todxs!

¡Abajo los muros de las prisiones!

Cruz Negra Anarquista México

“El Estado me llama criminal”. Texto de Abraham Cortés

 

 

Fernando Bárcenas y Abraham Cortes, presos en el Reclusorio Norte, Luis Fernando Sotelo, preso en el Reclusorio Sur en la Ciudad de México

 

 

 

Alfon

 

Monica y Francisco

       sentencia  + info

Amenaza de prisión contra 27 personas entre ellas Ermengol Gassiot, profesor de la UAB y sec. gral. de CGT Catalunya

 

Presxs Politicxs de Mexico y La Sexta [Declaración de La Selva Lacandona]

 

 

Llamada a la solidaridad con las anarquistas acusadas de expropiar un banco en Aachen (Alemania)

 

Libertad Leonard Peltier, Mumia Abu-Jamal y todxs lxs presxs políticxs de la lucha indígena, negra, antipatriarcal y popular 

¡ 35 años encarcelado ! Libertad y salud para Mumia Abu-Jamal

 Aquí estamos otra vez. Esta vez es el año 2016. Ha sido más de 41 años desde que yo caminé libre por la ultima vez y pude ver el sol amanecer y ponerse y sentir la tierra bajo mis pies.   Leonard Peltier

2016/06/24

#OaxacaResiste

maestro

oaxacaresisteCirculo

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Pronunciamiento en Solidaridad ante los hechos de Oaxaca y con la lucha del magisterio en resistencia en México

Barcelona, 22 de junio de 2016

Ya los golpearon, ya los gasearon, ya los encarcelaron, ya los amenazaron, ya los despidieron injustamente, ya los calumniaron, ya decretaron de facto el estado de sitio en la Ciudad de México. ¿Qué sigue? ¿Qué los desaparezcan? ¿Qué los asesinen? ¿En serio? ¿La reforma “educativa” nacerá sobre la sangre y cadáveres de maestras y maestros? ¿Van a suplir los plantones magisteriales con plantones policíacos y militares? ¿Los bloqueos de protesta por bloqueos con tanques y bayonetas?”
(EZLN: Apunte sobre la guerra contra el magisterio en resistencia: (La Hora del Policía 3.-Junio 2016)

El precio de la educación

Se cumplen tres años en los que el Gobierno de la República Mexicana intenta imponer a toda costa la llamada “Reforma Educativa”, enmarcada dentro de una serie de reformas del gobierno de Peña Nieto, conocidas como “Reformas estructurales” y que implican cambios constitucionales energéticos, fiscales, laborales, políticos, en materia de seguridad, etc; dentro de la “Alianza Estratégica para México” firmada entre el Banco Mundial y los Estados Unidos Mexicanos.

Este documento es un plan de acción para México, acordado entre el gobierno y el Grupo Banco Mundial (GBM), compuesto por el Banco Mundial (BM), la Corporación Financiera Internacional (IFC) y la Agencia Multilateral de Garantía de Inversiones (MIGA), con la complicidad de los partidos PRI, PAN, PRD y PVE mediante la firma del acuerdo llamado “Pacto por México”.

Es decir, lo que llaman “Reforma Educativa”, poco tiene de educativo y mucho de económico. Es íntegramente una reforma laboral y administrativa. El objetivo final, según sostiene la CNTE, es subcontratar la educación recortando al extremo los derechos laborales, o eliminándolos en algunos casos, con la finalidad de la total privatización.

No pretenden valorar las capacidad de los equipos docentes, no se trata de mejorar la educación, tampoco de mejorar las aulas y las condiciones, en muchos casos pésimas, en las que muchas maestras y maestros tienen que impartir sus clases. Se trata de despidos, y muchos.

Hasta el momento se estima que más de 4 mil maestrxs han sido despedidxs, y eso es sólo la punta del iceberg.

La supuesta “autonomía” que con este plan quieren imponer, implica que las familias de lxs alumnxs asuman el mantenimiento total de la escuela. Es decir, agua, luz, gas, reparaciones, etc. Que familias y alumnxs tengan que asumir el costo de los libros y materiales, algo difícil en el caso de muchos niños y niñas que van a las escuelas después de cumplir con su jornada laboral “boleando” zapatos o vendiendo chicles o artesanías en las calles, para poder apoyar a una economía familiar que difícilmente alcanza para dos comidas diarias. Es decir, los niños y las niñas de los estados más pobres quedarían desterradxs de las escuelas públicas.

No es extraño en México que muchas y muchos maestros tengan varios turnos laborales, si es que quieren alcanzar a poder vivir, o que tengan que trabajar bajos unas condiciones laborales en algunos casos de miseria y en el mejor de los casos de precariedad.

Los medios de comunicación de paga, insisten en escupir que es una lucha por defender privilegios. Habría que instar a cualquiera de ellos a que vivan con el salario de lxs maestrxs, con sus jornadas y sus condiciones laborales. Seguro que no les alcanzaba el tiempo para escupir, pero si para comerse sus palabras, a falta de tortilla ya que no le alcanzaría el salario para comprarlas.

Tres años de lucha

Desde abril del 2013 el magisterio viene enfrentando una lucha contra esta reforma. Se han llevado a cabo marchas, bloqueos, plantones, se han realizado acciones de boicot electoral y todo lo que podamos imaginar en defensa de la educación pública y gratuita. Es decir, están consiguiendo parar la privatización y eso , al igual que la educación, se lo quieren hacer pagar.

El magisterio sigue solicitando una mesa de diálogo, están dispuestos a hacer llegar su propuesta de educación alternativa que respete la diversidad de realidades en los distintos estados del país. Una que tenga en cuenta las diferentes costumbres y culturas que en ellos se viven. Y sobre todo, una que sí tenga que ver con la educación y con las necesidades de docentes y alumnos

Desde la Secretaria de Gobernación, después de la matanza y represión sucedida en Oaxaca, han anunciado su disponibilidad a la creación de esta mesa, pero afirman que no será para hablar sobre temas educativos, sino políticos.

No quieren dialogar porque no se pueden permitir el lujo de parar esta reforma, y que esto siente un precedente en el resto de paquete de reformas a la Constitución. No tienen intención de dialogar porque detrás de todo esto están, como siempre, sus más perversos intereses que nada tienen que ver con la educación.

El Secretario de Educación, Aurelio Nuño, dice que la reforma es un proceso que continúa y que no se va a detener. Que la reforma no está en discusión. La respuesta es simple, la dignidad tampoco está en discusión y la lucha también continúa, ni con despidos, represión, golpes, balas y muertes la van a detener.

Aquellos y aquellas que ponen sus cuerpos, sus vidas; que tienen que salir de sus hogares para alimentar las marchas, los plantones, las barricadas; que llevan hasta cinco meses sin recibir sus salarios; que han sido reprimidxs, encarceladxs, amenazadxs, asesinadxs. Esos y esas están siendo el espejo donde ver que la lucha no se trata de limosnas ni privilegios, es una cuestión de dignidad, y les está costando la vida.

Las y los verdaderos privilegiados no suelen estar en las calles peleando por dignidad. A aquellos que piden hacer uso de la fuerza contra lxs maestrxs deberían de tenerlo presente para cuando le toquen a ellos, y todo apunta que no va a tardar.

La letra con sangre entra

El equipo docente de la CNTE está en paro general desde el 15 de mayo en los estados de Chiapas, Oaxaca, Guerrero y Michoacán. Desde este día, el abanico de movilizaciones ha sido muy extenso, no menos lo ha sido la represión durante todo este tiempo en los diferentes estados.

El pasado 19 de junio estudiantes, maestrxs y pobladores de Nochixtlán (Oaxaca), llevaron a cabo un bloqueo carretero. El acuerdo era bloquear el paso a los camiones de la policía y de las transnacionales. Esa barricada se venía sosteniendo desde hacía una semana, con el fin de evitar que la policía entrase a la ciudad de Oaxaca a desalojar el plantón que el magisterio tenía en el Zócalo de la ciudad, desde el pasado 15 de mayo.

A primera hora de la mañana tiene lugar un operativo conjunto de la Policía Federal, Estatal y la Secretaría de Seguridad Pública de Oaxaca, que pretendía desalojar el bloqueo. Para ello, aproximadamente unos 800 agentes utilizaron una brutal represión con todo lujo de violencia: gases lacrimógenos, pelotas de goma y armas de fuego. Los helicópteros sobrevolaban lanzando indiscriminadamente granadas de gas lacrimógeno durante horas. El tiempo pareció detenerse ese día en el que, los casi 20 bloqueos que guardaban la entrada a la ciudad, fueron reprimidos. Más de 7 horas de terror enfrentadas con vidas y digna resistencia.

El saldo de la brutal represión fue de 12 personas asesinadas, 27 detenciones, 7 desapariciones forzadas y 45 heridos (37 de ellos heridos de bala)

Asesinados en Nochixtlán:

Andrés Aguilar Sanabria, 23 años. Profesor de educación indígena. Una bala terminó con su vida.

Yalid Jiménez Santiago, 29 años. Padre de familia. Balaceado en su camioneta.

Anselmo Cruz Aquino, 33 años. Comerciante. Una bala terminó con su vida.

Jesús Cadena Sánchez Meza, 19 años. Estudiante. Asesinado por disparo de bala.

Oscar Nicolás Santiago, 22 años. Campesino, miembro de la CNTE. Herido de bala en el ataque, la policía tomó durante horas el hospital de Nochixtlan y la atención médica le fue negada, murió desangrado.

Iralvin Jiménez Santiago,29 años. Regidor de salud.

Omar González Santiago, 22 años. Empleado.

Antonio Pérez García, estudiante de secundaria.

Oscar Luna Aguilar, 22 años. Asesinado por disparo de bala

Silverio Chávez Sosa. Campesino.

César Hernández Santiago, 19 años. Herido de bala, murió en el hospital de Huajuapan al día siguiente.

Asesinados en Hacienda Blanca:

Azarel Galán Mendoza, 18 años. Mecánico. Una bala de la Policía Federal atravesó su pecho asesinándolo.

Desapariciones forzadas:

Ángel Santiago Hernández.
Juan Velasco Méndez.
Daniel Medina.
María Carrillo.
Gustavo Moreno Bravo.
Inocente Pinacho,.
Alejandro N.

A esto, quizás algunos le puedan poner diferentes nombres. Para nosotras sólo tiene uno, y ese es, Terrorismo de Estado.

Policías reprimiendo, golpeando y masacrando a un pueblo desarmado e impidiendo el paso a las ambulancias para brindar atención médica. Ordenando a los hospitales que los servicios médicos fuesen de exclusividad para los “uniformados” y dejando morir a las personas heridas.

La masacre de Nochixtlán tiene un mensaje de fondo claro para todo México, harán lo que sea para sacar adelante sus reformas. No les importa matar directamente, hacerlo mediante la privación de una posible atención médica, mediante sus balas desde los helicópteros o de la manera que consideren necesaria. Esto va mucho más allá de la reforma educativa, mucho más allá de la CNTE, esto es una guerra contra el pueblo y la han declarado en contra de todas y todos.

El día 20 en la mañana, ante los hechos de represión en Oaxaca, diferentes compañeras y compañeros de la Ciudad de México intentaron realizar una actividad en solidaridad frente a la Casa de Representación del Gobierno de Oaxaca en el D.F. En un desproporcionado operativo por parte de los granaderos, más de 20 personas, entre manifestantes y medios libres, fueron detenidas para posteriormente ser puestas en libertad sin fianza. Los y las compañeras fueron encapsuladas, golpeadas, amenazadas, robadas sus pertenencias, teléfonos y cámaras. La saña se centró en las compañeras que allá se encontraban, fueron manoseadas, insultadas, golpeadas y amenazadas de sufrir tortura sexual.

Esto nos viene a confirmar que la solidaridad es un agravante a tener en cuenta en esta guerra contra todas las de abajo, contra todas las que no están dispuestas a bajar la cabeza, deciden luchar y organizarse para enfrentar la muerte y la represión, que desde arriba nos imponen con sangre, fuego y metralla.

La hora del dolor y la rabia

Repudiar y mostrar nuestra indignación se nos queda pequeño para poder expresar el dolor, la rabia y el coraje que nos hace apretar los puños y tragar saliva para seguir adelante.

Desde la CNTE hacen un llamado a la solidaridad y es esta la única que sirve de analgésico para el dolor de una nueva masacre. Ante esta situación de violencia desmedida, son miles de personas las que en todo México han mostrado su repudio ante los hechos y solidaridad con las y los maestros en diferentes actos, marchas, bloqueos, asambleas, pronunciamientos, plantones, centros de acopio y todas las manifestaciones de apoyo mutuo que podamos imaginar, por toda la geografía mexicana. En todo el mundo también han sido muchas las muestras de repulsa y solidaridad.

La consigna es alta y clara: “No están solas, no están solos” y esa también es la nuestra.

Exigimos, de forma inmediata, un alto total a la represión. Ya se suman asesinatos en Chiapas, Oaxaca y Guerrero, cientos de heridos y decenas de personas encarceladas.

Exigimos la aparición de las personas desaparecidas y la libertad de todas las personas presas.

Ya no se trata de una lucha por defender unos u otros derechos, no es una lucha por las migajas de un sistema que agoniza, se trata de una lucha por la dignidad y la humanidad, y esa no se negocia jamás.

Seguiremos luchando e imaginando un sistema de educación libre y autónomo, lejos de toda lógica de estado u homogeneización. Una educación autogestionada, racionalista en la que se eduque en la libertad y la responsabilidad.

No se trata de derechos, se trata de que si hoy, nosotros y nosotras volteamos la vista hacia otro lado, jamás podremos volver a mirarnos sin sentir vergüenza.

Nos reconocemos en su dolor y enviamos nuestra solidaridad, así como un abrazo fraternal y solidario, a las familias, compañeras y compañeros de los caídos, de las personas desaparecidas y encarceladas.

También hacemos llegar todo nuestro odio y desprecio al Estado Mexicano, a los autores intelectuales y materiales de esta masacre. Para ellos, todo nuestro asco y aborrecimiento.

Desde Barcelona estaremos atentas e informadas de lo que vaya aconteciendo con el magisterio en resistencia, dispuestas a alzar la voz siempre que sea necesario.

Ante su terror, ofrecemos solidaridad, organización y resistencia.

“En las geografías y los calendarios de abajo la historia no transcurre, se hace.” (EZLN)

 

 

Espacio de Adherentes a la Sexta Barcelona


.cnte

 

     Movimiento magisterial y la reforma educativa  http://www.cgtchiapas.org/noticias/movimiento-magisterial-y-reforma-educativa         

 

La cuestión aquí es que la famosa reforma también tiene fines de carácter ideológicos y políticos. Quieren quitar la conciencia de nación, quieren quitar la historia, que olvidemos la guerra sucia, que no se discuta la expropiación petrolera, quieren convertirnos en clientes, quieren privatizar la educación pública, quitarle el carácter laico y gratuito, para que la educación quede en manos de las iglesias confesionales y los colegios de élite. Es un golpe en el corazón de la educación pública, es otra reforma estructural más para que los mexicanos aceptamos el neoliberalismo sin chistar, para que digamos “yes sir” y sirvamos de meseros en las grandes cadenas hoteleras españolas, para que trabajemos para las grandes mineras canadienses, para que se abran más campos de golf donde juegue esa clase cada vez más rica, más blanca y criolla mientras los meseros y recoge pelotas sean los mexicanos pobres acosados por el gobierno y el narcotráfico, que es casi la misma cosa.

GILBERTO LOPEZ Y RIVAS, MÉXICO

.

#OaxacaResiste

respuestas en rechazo a la violencia utilizada contra los maestros y en apoyo a la digna lucha del pueblo mejicano (a tres años ya de la mal llamada Reforma Educativa)

Barcelona, 21/6

 oaxacabcn1 oaxacabcn2

Valencia, 23/6

oaxacaVLCoaxacaresisteVLC

Madrid, 23/6

oaxacamadrid1   OaxacaMadrid    oaxacamadrid2

Zaragoza 24,6

.

llamadoCNTE

oaxacaEducacion

.

.

las imagenes de los enfrentamientos que duraron mas de siete horas.

 Fotos: 19/6 #EsElEstado   https://t.co/6jxZm0Oekd   NOCHIXTLÁN, OAXACA  

.


.

http://enlacezapatista.ezln.org.mx/2016/05/30/mayo-entre-el-autoritarismo-y-la-resistencia/    Mayo:  entre el autoritarismo y la resistencia

Apunte sobre la guerra contra el magisterio en resistencia: (La Hora del Policía 3).    http://www.cgtchiapas.org/noticias/apunte-sobre-guerra-contra-magisterio-resistencia-hora-policia-3

http://enlacezapatista.ezln.org.mx/2016/06/20/desde-la-tempestad/    DESDE LA TEMPESTAD.   (Comunicado conjunto CNI – EZLN)

  cni1ezln_2

2016/01/14

Merry Crisis and Happy New Fear (Comité Invisible)

merri-crisis

 

Las llamadas “crisis” (económica, política, ambiental) son utilizadas para posibilitar y robustecer la reestructuración de la dominación. Superar una vieja fantasia del socialismo autoritario que vivía augurando un mundo venidero detrás de una segura crisis debería ser ya a esta altura una tarea cumplida. Dejamos un capítulo, en estas “Lecturas de verano”, del Comité invisible, para reflexionar acerca de esto. El capítulo se llama Merry Crisis and Happy New Fear. Si bien su estílo es arrogante-estudiantil y tiene muchas trasas de intelectualismo izquierdista, su lectura es interesante, resume bien ciertos elementos que son hoy muy necesarios para todos aquellos que intentamos destruír el capitalismo y su Estado.

 

 

Merry Crisis and Happy New Fear (A Nous Amis, Comité Invisible)

– 1. Que la crisis es un modo de gobierno. 2. Que la verdadera catástrofe es existencial y metafísica. 3. Que el apocalipsis decepciona.

1. Nosotros revolucionarios, somos los grandes cornudos de la historia moderna. Y uno siempre es, de una u otra manera, cómplice de que le pongan los cuernos. El hecho es doloroso, y por tanto generalmente denegado. Hemos tenido una fe ciega en la crisis, una fe tan ciega y tan vieja que no nos dimos cuenta de cómo fue que el orden neoliberal la convirtió en la pieza maestra de su arsenal. Marx escribía después de 1848: “Una nueva revolución sólo es posible como consecuencia de una nueva crisis. Pero la primera es tan segura como la segunda.” [1] Y pasó efectivamente el resto de sus días profetizando, al menor espasmo de la economía mundial, la gran crisis final del capital, que habrá esperado en vano. Siguen existiendo marxistas para vendernos la crisis presente como “The Big One”, para insistirnos que sigamos esperando su curiosa especie de Juicio Final.

Si quieres imponer un cambio —aconsejaba Milton Friedman a sus Chicago Boys— desata una crisis.” El capital, lejos de acobardarse ante las crisis, se ensaña ahora en producirlas experimentalmente. Tal como es desatada una avalancha para reservarse la elección de su hora y el dominio de su amplitud. Tal como es quemada una llanura para asegurarse de que el incendio que los amenaza acabe muriendo ahí, a falta de combustible. “Dónde y cuándo” es una cuestión de oportunidad o de necesidad táctica. Es sabido por todos que apenas después de haber sido nombrado, en 2010, el director de la Elstat, el instituto griego de estadística, se puso sin descanso a falsificar las cuentas de la deuda del país, para agravarlas, con el propósito de justificar la intervención de la Troika. Es pues un hecho que la “crisis de las deudas soberanas” fue lanzada por un hombre que era entonces un agente oficialmente remunerado por el FMI, institución que supuestamente “ayuda” a los países a salir de ellas. Se trataba aquí de experimentar a gran escala, en un país europeo, el proyecto neoliberal de completa remodelación de una sociedad, los efectos de una buena política de “ajustes estructurales”.

Con su connotación médica, la crisis fue durante toda la modernidad esa cosa natural que ocurría de manera inesperada o cíclica, fijando el plazo para tomar una decisión, una decisión que pondría término a la inseguridad general de la situación crítica. El final era feliz o desafortunado, de acuerdo con la exactitud de la medicación aplicada. El momento crítico también era el momento de la crítica —el breve intervalo en que estaba abierto el debate acerca de los síntomas y la medicación. Actualmente ya no hay nada de eso. El remedio ya no está ahí para poner fin a la crisis. Por el contrario, la crisis es abierta con vistas a introducir el remedio. Ahora se habla de “crisis” a propósito de aquello que se tiene la intención de reestructurar, así como se designan como “terroristas” a aquellos que uno se prepara a golpear. En Francia, la “crisis de las banlieues” en 2005 habrá anunciado así la mayor ofensiva urbanística de los últimos treinta años contra las susodichas “banlieues” [2], ofensiva directamente orquestada por el ministerio del Interior.

El discurso de la crisis es, entre los neoliberales, un doble discurso -ellos prefieren hablar, entre sí mismos, de “doble verdad”-. Por un lado, la crisis es el momento vivificante de la “destrucción creadora”, creadora de oportunidades, de innovación, de empresarios de entre los cuales sólo los mejores, los más motivados, los más competitivos, sobrevivirán. “Éste puede ser en el fondo el mensaje del capitalismo: la ‘destrucción creadora’, el rechazo de tecnologías obsoletas y los viejos modos de producción en favor de los nuevos son la única manera de elevar los niveles de vida […] El capitalismo crea un conflicto en cada uno de nosotros. Somos alternativamente el agresivo empresario y el teleadicto de sofá que, en lo más profundo de sí, prefiere una economía menos competitiva y estresante, en la cual todo el mundo ganaría lo mismo”, escribe Alan Greenspan, director de la Reserva Federal estadounidense de 1987 a 2006. Por el otro lado, el discurso de la crisis interviene como método político de gestión de poblaciones. La reestructuración permanente de todo, tanto de los organigramas como de las asistencias sociales, tanto de las empresas como de los barrios, es la única manera de organizar, a través de un desquiciamiento constante de las condiciones de existencia, la inexistencia del partido adverso. La retórica del cambio sirve para desmantelar toda costumbre, para destrozar todos los vínculos, para desconcertar toda certeza, para disuadir toda solidaridad, para mantener una inseguridad existencial crónica. Corresponde a una estrategia que se formula en estos términos: “Prevenir mediante la crisis permanente toda crisis efectiva”. Esto es similar, a escala de lo cotidiano, a la práctica contrainsurreccional bien conocida del “desestabilizar para estabilizar”, que consiste, para las autoridades, en suscitar voluntariamente el caos a fin de hacer del orden algo más deseable que la revolución. Del micromanagement a la gestión de países enteros, mantener a la población en una suerte de estado de shock permanente asegura la estupefacción, la negligencia a partir de la cual se hace de cada uno y de todos casi cualquier cosa que se desee. La depresión de masas que abate actualmente a los griegos es el producto deseado por la política de la Troika, y no su efecto colateral.

Es por no haber comprendido que la “crisis” no era un hecho económico, sino una técnica política de gobierno, que algunos han caído en el ridículo cuando proclaman precipitadamente, con la explosión de la estafa de las subprimas, la “muerte del neoliberalismo”. No vivimos una crisis del capitalismo, sino al contrario el triunfo del capitalismo de crisis. “La crisis” significa: el gobierno crece. Ella se ha vuelto la ultima ratio de cuanto reina. La modernidad medía todo en comparación con el pasado atraso, del cual pretendía extraernos; ahora toda cosa se mide en comparación con su inminente colapso. Cuando se divide a la mitad la paga de los funcionarios griegos, se alega que bien podríamos dejar de pagarles del todo. Cada vez que se alarga el período de cotización de los asalariados franceses, es con el pretexto de “salvar el sistema de pensiones”. La crisis presente, permanente y omnilateral, ya no es la crisis clásica, el momento decisivo. Es, por el contrario, fin sin fin, apocalipsis duradero, suspensión indefinida, aplazamiento eficaz del derrumbamiento efectivo, y, por esto, estado de excepción permanente. La crisis actual ya no promete nada; al contrario, tiende a liberar a quien gobierna de toda restricción respecto a los medios que son desplegados.

2. Las épocas son orgullosas. Cada una pretende ser única. El orgullo de la nuestra es haber realizado la colisión histórica de una crisis ecológica planetaria, de una crisis política generalizada de las democracias y de una inexorable crisis energética, todo coronado con una crisis económica mundial rampante, aunque “sin equivalentes desde hace un siglo”. Y esto halaga, esto agudiza, nuestro deleite de vivir una época como ninguna. Basta con abrir los periódicos de los años 1970, con leer el informe del Club de Roma sobre los Límites del Crecimiento de 1972, el artículo del cibernético Gregory Bateson sobre “Las Raíces de la Crisis Ecológica” de marzo de 1970, o bien La crisis de la Democracia publicada en 1975 por la Comisión Trilateral, para constatar que, al menos desde los comienzos de los años 1970, vivimos bajo la sombra del astro oscuro de la crisis integral. Un texto de 1972 como Apocalipsis y Revolución de Giorgio Cesarano lo analiza ya con lucidez. Así pues, si el séptimo sello fue levantado en un momento preciso, esto no data del día de ayer.

A finales de 2012, el muy oficial Center for Disease Control estadounidense difundía, para variar, una historieta. Su título: Preparedness 101: Zombie Apocalypse [3]. La idea aquí es simple: la población debe estar lista para toda eventualidad, una catástrofe nuclear o natural, una avería generalizada del sistema o una insurrección. El documento era así concluido: “Si usted está preparado para un apocalipsis zombi, está preparado para cualquier situación de emergencia”. La figura del zombi proviene de la cultura vudú haitiana. En el cine estadounidense, las masas de zombis sublevados sirven crónicamente como alegoría de la amenaza de una insurrección generalizada del proletariado negro. Es pues sin duda a eso que hay que estar preparado. Ahora que ya no existe ninguna amenaza soviética que blandir para asegurar la cohesión psicótica de los ciudadanos, todo es bueno para hacer que la población esté preparada para defenderse, es decir, para defender al sistema. Mantener un pavor sin fin para prevenir un fin espantoso.

Toda la falsa conciencia occidental se encuentra resumida en ese comic oficial. Es evidente que los verdaderos muertos vivientes son los pequeñoburgueses de los suburbios estadounidenses. Es evidente que la llana preocupación por sobrevivir, la angustia económica por carecer de todo o el sentimiento de una forma de vida propiamente insoportable no es lo que vendrá después de la catástrofe, sino aquello que anima ya el desesperado struggle for life de cada individuo bajo un régimen neoliberal. La vida venida a menos no es aquello que amenaza, sino aquello que ya está ahí, cotidianamente. Todos lo ven, todos lo saben, todos lo sienten. Los Walking Dead son los salary men. Si esta época enloquece por unas puestas en escena apocalípticas, que ocupan una buena parte de la producción cinematográfica, esto no es solamente por el goce estético que este género de distracción autoriza. Por lo demás, el Apocalipsis de Juan tiene ya todo lo que tiene cualquier fantasmagoría hollywoodense, con sus ataques aéreos de ángeles desencadenados, sus inenarrables diluvios, sus espectaculares plagas. Nada salvo la destrucción universal, la muerte de todo, puede procurar al empleado urbanizado el remoto sentimiento de estar con vida, a él que, de entre todos, es el menos vivo. “¡Acabemos con esto!” y “¡ojalá que dure!” son los dos suspiros que arroja alternativamente un mismo desamparo civilizado. Un viejo gusto calvinista por la mortificación se entremezcla con esto: la vida es un aplazamiento, nunca una plenitud. No se ha hablado en vano de “nihilismo europeo”. Se trata, por lo demás, de un artículo que se ha exportado tan bien que el mundo ya se encuentra saturado de él. De hecho, más que “globalización neoliberal”, hemos sobre todo tenido la mundialización del nihilismo.

En 2007 escribimos que “lo que nos hace frente no es la crisis de una sociedad, sino la extinción de una civilización” [4]. Este género de declaraciones te hacía pasar en aquel tiempo por un iluminado. Pero “la crisis” ha pasado por ahí. E incluso ATTAC se atreve a hablar de una “crisis de civilización” — con eso se dice todo. Más interesante es lo que escribía un veterano estadounidense de la guerra de Irak, en otoño de 2013 en el New York Times, que se volvió asesor en “estrategia”: “Hoy, cuando miro en el futuro, veo el mar asolando el sur de Manhattan. Veo motines por el hambre, huracanes y refugiados climáticos. Veo a los soldados del 82avo regimiento disparando a saqueadores. Veo averías eléctricas generales, puertos devastados, los deshechos de Fukushima y epidemias. Veo Bagdad. Veo las Rockaways sumergidas. Veo un mundo extraño y precario. […] El problema que plantea el cambio climático no es el de saber cómo es que el departamento de Defensa va a prepararse para las guerras por los recursos, o cómo deberíamos levantar diques para proteger Alphabet City, o cuándo evacuaremos Hoboken. Y el problema no será resuelto con la compra de un coche híbrido, la firma de tratados o apagando el aire acondicionado. El mayor problema es filosófico, se trata de comprender que nuestra civilización está muerta ya.” Tras la Primera Guerra Mundial, la civilización sólo se seguía haciendo llamar “mortal”; y lo era innegablemente, en todos los sentidos del término.

En realidad, hace ya un siglo que el diagnóstico clínico del fin de la civilización occidental fue establecido, y ratificado por los acontecimientos. Disertar en esa dirección no ha sido desde entonces más que una manera de distraerse del asunto. Pero es sobre todo una manera de distraerse de la catástrofe que está ahí, y desde hace largo tiempo, de la catástrofe que somos nosotros, de la catástrofe que es Occidente. Esta catástrofe es en primer lugar existencial, afectiva, metafísica. Reside en la increíble extrañeza en el mundo del hombre occidental, la misma que exige, por ejemplo, que el hombre se vuelva amo y poseedor de la naturaleza — no se busca dominar más que aquello que se teme. No ha sido a la ligera que éste ha puesto tantas cortinas entre él y el mundo. Al sustraerse de lo existente, el hombre occidental lo ha convertido en esta extensión desolada, esta nada sombría, hostil, mecánica, absurda, que debe trastornar sin cesar por medio de su trabajo, por medio de un activismo canceroso, por medio de una histérica agitación de superficie. Arrojado sin tregua de la euforia al entorpecimiento y del entorpecimiento a la euforia, hace el intento de remediar su ausencia en el mundo con toda una acumulación de especializaciones, de prótesis, de relaciones, con todo un montón de chatarra tecnológica al fin y al cabo decepcionante. De manera cada vez más visible, él es ese existencialista superequipado que sólo para cuando lo ha ingeniado todo, recreado todo, al no poder padecer una realidad que, por todas partes, lo supera. “Para un hombre —admitía sin ambages el imbécil de Camus— comprender el mundo consiste en reducirlo a lo humano, a marcarlo con su sello.” El hombre occidental intenta llanamente reencantar su divorcio con la existencia, consigo mismo, con “los otros” —¡vaya infierno!—, nombrándolo su “libertad”, cuando esto no es sino a costa de fiestas deprimentes, de distracciones débiles o por medio del empleo masivo de drogas. La vida está efectivamente, afectivamente, ausente para él, pues la vida le repugna; en el fondo, le da nauseas. Es de todo aquello que lo real contiene de inestable, de irreductible, de palpable, de corporal, de pesado, de calor y de fatiga, de lo que ha logrado protegerse arrojándolo al plano ideal, visual, distante, digitalizado, sin fricción ni lágrimas, sin muerte ni olor, del Internet.

La mentira de toda la apocalíptica occidental consiste en arrojar al mundo el luto que nosotros no podemos rendirle. No es el mundo el que está perdido, somos nosotros los que hemos perdido el mundo y lo perdemos incesantemente; no es él el que pronto se acabará, somos nosotros los que estamos acabados, amputados, atrincherados, somos nosotros los que rechazamos de manera alucinatoria el contacto vital con lo real. La crisis no es económica, ecológica o política, la crisis es antes que nada de la presencia. Tanto es así que el must de la mercancía —típicamente el iPhone y la Hummer— consiste en un sofisticado equipamiento de la ausencia. Por un lado, el iPhone concentra en un solo objeto todos los accesos posibles al mundo y a los demás; es la lámpara y la cámara fotográfica, el nivel de albañil y el estudio de grabación del músico, la tele y la brújula, el guía turístico y los medios para comunicarse; por el otro, es la prótesis que barre con cualquier disponibilidad a lo que está ahí y me fija en un régimen de semi-presencia constante, cómoda, que retiene en sí misma y en todo momento una parte de mi estar-ahí. Recientemente se lanzó incluso una aplicación para smartphone que supuestamente remedia el hecho de que “nuestra conexión 24h/24 en el mundo digital nos desconecta del mundo real a nuestro alrededor”. Se llama alegremente GPS for the Soul. En cuanto a la Hummer, se trata de la posibilidad de transportar mi burbuja autista, mi impermeabilidad a todo, hasta a los rincones más inaccesibles de “la naturaleza”; y de volver intacto de ellos. El hecho de que Google anuncie la “lucha contra la muerte” como el nuevo horizonte industrial, dice bastante de cuánto se equivoca uno acerca de qué es la vida.

El desastre objetivo nos sirve en primer lugar para ocultar otra devastación, aún más evidente y masiva. El agotamiento de los recursos naturales está probablemente bastante menos avanzado que el agotamiento de los recursos subjetivos, de los recursos vitales, que sorprende a nuestros contemporáneos. Si tanto se place uno detallando la devastación del medio ambiente, es también para velar la aterradora ruina de las interioridades. Cada derrame de petróleo, cada llanura estéril y cada extinción de una especie es una imagen de nuestras almas harapientas, un reflejo de nuestra ausencia en el mundo, de nuestra íntima impotencia para el habitar. Fukushima [5] ofrece el espectáculo de este perfecto fracaso del hombre y de su dominio, que no engendra más que ruinas — y esas llanuras japonesas intactas en apariencia, pero donde nadie podrá vivir por decenas de años. Una descomposición interminable que concluye por hacer inhabitable el mundo: Occidente terminará por pedir prestado su modo de existencia a aquello que más teme — el deshecho radioactivo.A un paso de su demencia, el Hombre incluso se ha proclamado una “fuerza geológica”; ha llegado hasta a darle el nombre de su especie a una fase de la vida del planeta: se ha puesto a hablar de “antropoceno”. Una última vez, se atribuye el rol principal, sin importar que se acuse de haberlo destrozado todo —los mares, los cielos, los suelos y los subsuelos—, sin importar que se golpee el pecho por la extinción sin precedentes de las especies vegetales y animales. Pero lo más destacable es que, produciéndose el desastre por su propia relación desastrosa con el mundo, él se relaciona siempre al desastre de la misma desastrosa manera. Calcula la velocidad a la que desaparecen las masas de hielo flotante. Mide la exterminación de las formas de vida no humanas. No habla del cambio climático desde su experiencia sensible: tal pájaro que ya no vuelve en el mismo periodo del año, tal insecto cuyas estridulaciones ya no se escuchan, tal planta que ya no florece al mismo tiempo que tal otra. Habla de todo eso con cifras, promedios, científicamente. Piensa que tiene algo que decir tras haber establecido que la temperatura va a elevarse tantos grados y que las precipitaciones van a disminuir tantos milímetros. Habla incluso de “biodiversidad”. Observa la rarefacción de la vida terrestre desde el espacio. Lleno de orgullo, pretende ahora, paternalmente, “proteger el medio ambiente”, quien tanto así no le ha pedido. Hay muchos motivos para creer que aquí yace su última huida hacia adelante.

Cuando se le pregunta a la izquierda de la izquierda en qué consistiría la revolución, se apresura a responder: “poner lo humano en el centro”. De lo que no se da cuenta, esa izquierda, es de en qué medida el mundo está fatigado de la humanidad, de en qué medida nosotros estamos fatigados de la humanidad — esa especie que se ha creído la joya de la creación, que se ha estimado con total derecho a devastarlo todo, puesto que todo le correspondía. “Poner lo humano en el centro” era el proyecto occidental. Llevó a donde ya sabemos. Ha llegado el momento de abandonar el barco, de traicionar a la especie. No existe ninguna gran familia humana que existiría de manera separada de cada uno de los mundos, de cada uno de los universos familiares, de cada una de las formas de vida que siembran la tierra. No existe ninguna humanidad, sólo existen terrestres y sus enemigos — los occidentales, de cualquier color de piel que sean. Nosotros revolucionarios, con nuestro humanismo atávico, haríamos bien en fijarnos en los levantamientos ininterrumpidos de los pueblos indígenas de América Central y de América del Sur, estos últimos veinte años. Su consigna podría ser: “Poner la tierra en el centro”. Se trata de una declaración de guerra al Hombre. Declararle la guerra, ésa podría ser una buena manera de hacerle volver sobre tierra, si no se hiciera el sordo, como siempre.

3. El 21 de Diciembre de 2012, no menos de 300 periodistas provenientes de 18 países invadieron el pequeño pueblo de Bugarach, en el Aude. Ningún final de los tiempos fue jamás anunciado para esa fecha en ningún calendario maya conocido hasta ese día. El rumor de que ese pueblo mantendría la menor relación con esa inexistente profecía formaba parte de una notoria farsa. No obstante, las televisiones del mundo entero despacharon ahí diversas armadas de reporteros. Se tenía curiosidad de ver si había ahí, verdaderamente, gente que creyera en el fin del mundo, nosotros que aún menos logramos creer en él, que tenemos la mayor dificultar para creer en nuestros propios amores. Ese día en Bugarach no había nadie, nadie salvo algunos oficiantes del espectáculo, en grandes cantidades. Los periodistas se reunieron para hacer un reportaje sobre ellos mismos, de su espera sin objeto, de su aburrimiento y del hecho de que nada sucedía. Sorprendidos por su propia trampa, dejaban ver el rostro del fin del mundo verdadero: los periodistas, la espera, la huelga de los acontecimientos.

No sólo no hay otra catástrofe por venir que la que ya está ahí, sino que es patente que la mayoría de los desastres efectivos le ofrecen una salida a nuestro desastre cotidiano. Numerosos ejemplos dan testimonio del alivio que brinda la catástrofe real al apocalipsis existencial, desde el terremoto que golpeó a San Francisco en 1906 hasta el huracán que devastó una parte de Nueva York en 2012. Usualmente se presume que las relaciones entre las personas, en situación de urgencia, revelan su profunda y eterna bestialidad. Con todo terremoto devastador, con todo crac económico o con todo “ataque terrorista”, se desea ver confirmada la vieja quimera del estado de naturaleza y su cortejo de exacciones incontrolables. Se quisiera que, al momento de ceder los finos diques de la civilización, floreciera el “fondo villano del hombre” que obsesionaba a Pascal, las malas pasiones, la “naturaleza humana”, envidiosa, brutal, ciega y odiosa que, desde Tucídides al menos, sirve de argumento a los defensores del poder — fantasma desdichadamente revertido por la mayoría de los desastres históricamente conocidos.No se puede subestimar el frenesí del apocalipsis, la sed de Armagedón de la cual está atravesada la época. La pornografía existencial que le pertenece es la de ver unos documentales de anticipación que muestran, en imágenes generadas por computadora, las nubes de langostas que vendrán a lanzarse sobre los viñedos de Burdeos en 2075 y las hordas de “migrantes climáticos” que tomarán por asalto las costar del sur de Europa — las mismas que Frontex ya se hace cargo de diezmar. Nada es más viejo que el fin del mundo. La pasión apocalíptica no ha dejado de tener, desde tiempos muy remotos, el favor de los impotentes. La novedad está en que vivimos una época donde la apocalíptica ha sido íntegramente absorbida por el capital, y puesta a su servicio. El horizonte de la catástrofe es aquello a partir de lo cual somos gobernados actualmente. Ahora bien, si hay una cosa condenada a permanecer incumplida, ésa es la profecía apocalíptica, ya sea económica, climática, terrorista o nuclear. Ella sólo es enunciada para exigir los medios que puedan conjurarla, es decir, en la mayoría de los casos, la necesidad del gobierno. Ninguna organización, ni política ni religiosa, jamás se ha reconocido derrotada porque los hechos desmintieran sus profecías. Pues la meta de la profecía nunca es tener razón sobre el futuro, sino operar sobre el presente: imponer aquí y ahora la espera, la pasividad, la sumisión.

Así pues, repensar una idea de la revolución capaz de abrir una brecha en el curso del desastre, consiste, para comenzar, en purgarla de todo aquello que ha contenido, hasta aquí, de apocalíptica. Consiste en ver que la escatología marxista no difiere más que en estos términos de la aspiración imperial fundadora de los Estados Unidos de América — la misma que seguimos encontrando impresa en cada billete de un dólar: “Annuit cœptis. Novus ordo seclorum.” Socialistas, liberales, sant-simonianos, rusos y estadounidenses de la Guerra Fría, todos han expresado siempre la misma aspiración neurasténica al establecimiento de una era de paz y de abundancia estéril donde ya no habría nada que temer, donde las contradicciones serían al fin resueltas, y lo negativo reabsorbido. Establecer mediante la ciencia y la industria una sociedad próspera, íntegramente automatizada y finalmente apaciguada. Algo así como un paraíso terrestre organizado sobre el modelo de un hospital psiquiátrico o del sanatorio. Un ideal que sólo puede venir de seres profundamente enfermos, y que ya tampoco aspiran siquiera a la remisión. “Heaven is a place where nothing ever happens”, dice la canción.El borramiento de la civilización, por lo general, no toma la forma de una guerra caótica de todos contra todos. Ese discurso hostil sólo sirve, en situaciones de catástrofe severa, para justificar la acordada prioridad de la defensa de la propiedad contra el saqueo, mediante la policía, el ejército o, a falta de algo mejor, mediante milicias de vigilantes entrenadas para la ocasión. También puede servir para cubrir las malversaciones de las autoridades mismas, como las de la Protección Civil italiana después del terremoto de L’Aquila. Por el contrario, la descomposición de este mundo, asumida como tal, abre el camino a otras maneras de vivir, incluyendo en plena “situación de urgencia”. Es así que los habitantes de México en 1985, en medio de los escombros de su ciudad golpeada por un devastador terremoto, reinventan con un solo gesto el carnaval revolucionario y la figura del superhéroe al servicio del pueblo; bajo la figura de un luchador legendario, Súper Barrio [6]. Como consecuencia de una retoma eufórica de su existencia urbana en lo que ella tiene de más cotidiano, asimilan el derrumbamiento de los inmuebles al derrumbamiento del sistema político, liberan la vida de la ciudad tanto como sea posible de la influencia del gobierno, reconstruyen sus habitaciones destruidas. Un entusiasta de Halifax no decía otra cosa cuando declaraba después del huracán de 2003: “Todo el mundo se levantó una mañana y todo era diferente. Ya no había electricidad y todas las tiendas estaban cerradas, nadie tenía acceso a los medios de comunicación. Debido a eso todo el mundo se encontró en las calles para hablar y cambiar testimonios. No fue realmente una fiesta callejera, pero todo el mundo estaba afuera al mismo tiempo; con alegría, en cierto sentido, de ver a toda esa gente que entonces no conocíamos.” Así las comunidades minoritarias formadas espontáneamente en Nueva Orleans en los días que siguieron a Katrina, frente al desprecio de los poderes públicos y a la paranoia de las agencias de seguridad, y que se organizaron cotidianamente para alimentarse, sanarse, vestirse, e incluso para saquear algunas tiendas.

Toda la originalidad y todo el escándalo del marxismo radicó en pretender que para acceder al millenium, hacía falta pasar por el apocalipsis económico, cuando los demás lo juzgaban superfluo. No alcanzaremos ni el millenium ni el apocalipsis. Jamás habrá paz sobre esta tierra. Abandonar la idea de paz es la única paz verdadera. Frente a la catástrofe occidental, la izquierda adopta generalmente la posición de lamentación, de denunciación y por lo tanto de impotencia que la hace odiosa a los ojos mismos de aquellos que pretende defender. El estado de excepción en el que vivimos no es algo a denunciar, es algo a girar contra el poder mismo. Henos aquí aliviados, a nuestra vez, de todo miramiento por la ley — en proporción a la impunidad que nos arrogamos, a la relación de fuerza que creamos. Tenemos el campo absolutamente libre para cualquier decisión o treta, por poco que respondan a una fina inteligencia de la situación. Para nosotros ya sólo hay un campo de batalla histórico y las fuerzas que se mueven en él. Nuestro margen de acción es infinito. La vida histórica nos tiende los brazos. Existen innumerables razones para rechazarse a ella, pero todas atañen a la neurosis. Confrontado al apocalipsis en una reciente película de zombis, un antiguo funcionario de las Naciones Unidas llega a esta lúcida conclusión: “It’s not the end, not even close. If you can fight, fight. Help each other. The war has just begun.” — “No es el fin, ni por poco. Si puedes luchar, lucha. Ayúdense unos a otros. La guerra apenas ha comenzado.

[1] Marx, Karl, La Lucha de Clases en Francia de 1848 a 1850.

[2] Lo que la mass-media desgina como una “crisis económico-geográfica” en realidad no es más que la vida endémica de los barrios marginales en los cuales habitan mayoritatiamente inmigrantes extra-europeos y las familias más pobres de Francia. “La Revuelta de Las Banlieues” (banlieue es como se conoce a los suburbios extrarradio de las grandes inmediaciones de París) es el nombre de una serie de violentas protestas entre el 27 de Octubre y el 17 de Noviembre del 2005, tras la muerte de Ziad Benna y Bouna Traoré –de 17 y 15 años respectivamente- que eran dos jóvenes de minoría étnica que murieron electrocutados tras trepar una subestación eléctrica a causa de ser perseguidos por la policía francesa, con la intención de ser detenidos e interrogados a causa de su condición de pobreza e inmigración ilegal.

La ira proletaria y la solidaridad internacional no tardaron en hacerse notar y las protestas abarcaron decenas de barrios y ciudades en Francia, extendiéndose hasta Grecia, Bélgica, Suiza, Dinamarca y Alemania. Se estima (según Le Monde y otros periódicos franceses) que más de 9000 patrullas fueron incendiadas y diariamente por la noche se apedreaban entre otras 20 a 40 vehículos policiales, tan solo en el año de 2005.

(Se recomienda: Naïr, Samir, “El Incendio de las Banlieues”, publicado en El País, 14 de Noviembre de 2015 y Canet, R; L. Pech, M. Stewart, “France’s Burning Issue: Understanding the Urban Riots of November 2005”, Noviembre de 2008).

[3] Después de tan fatídica lectura, nos sorprende que sean las mismas instituciones estatales las que profeticen su propio derrumbamiento a través de un colapso en la ecología fisiológica y mental. Para la juventud, sería una analogía perfecta con la trama “ficcional” (por su posibilidad) de series como The Walking Dead o en los videojuegos y la cinematografía con Dawn Of The Dead o Resident Evil. (Consúltese en línea:http://www.cdc.gov/phpr/documents/zombie_gn_final.pdf).

[4] Comité Invisible, La Insurrección Que Viene.

[5] El Desastre Nuclear en Fukushima del 11 de Marzo del 2011, a consecuencia del terremoto y tsunami en Japón del mismo día. (Fukushima Dai-ichi genshiryoku hatsudensho jiko).

[6] En efecto, el Terremoto del 19 y su réplica del 20 de Septiembre de 1985 en la Ciudad de México, mostraron sin tapujos la auto-organización barrial en cuestiones pragmáticas como la supervivencia a la gentrificación y los achaques naturales. Demián Reyes analiza que “tras los hechos del 19 y 20 de Septiembre, el entendimiento del vínculo hombre-naturaleza se dio en cada civil que salió a las calles, en los hospitales y los refugios para colaborar en la autogestión hacia la normalidad. El punto a pensarse es que ni la sociedad ni el Estado estaban preparados con una cultura de la solidaridad y la prevención para dicho caso, pero fue justamente todo el esfuerzo y voluntad de la sociedad los factores que lograrían el rescate de más de 10,000 personas, la construcción de cientos de albergues y bodegas clandestinas para víveres y medicamentos, en pocas palabras: LA ADMINISTRACIÓN AUTOGESTIVA DE LA VIDA PÚBLICA.” (Reyes, Demián, Magnitud 8.1: De la Barbarie a la Auto-Organización Natural (Sobre el Terremoto de 1985), publicado el 19 de Septiembre del 2015).

*El texto original no presenta ninguna nota crítica a pie, todas han sido añadidas por el Comité Editorial “Revuelta Epistémica”.

 

extraido de     http://www.alasbarricadas.org/noticias/node/35488  

2015/11/23

Encuentro Zapatista en Bcn, La Otra Europa.

comandanta_ramona

 

compartimos la declaratoria Final del Encuentro
Zapatista Europeo celebrado en Barcelona este fin de semana.


----


-*Declaratoria final del Encuentro Zapatista Europeo*-





Domingo 22 de noviembre de 2015, Barcelona.





*A las comunidades y bases de apoyo zapatistas*

*Al EZLN*

*AL CNI*

*A las compañeras y compañeros de la Sexta en el Mundo*

*A los pueblos que luchan desde abajo a la izquierda*

*A los medios libres*



Los días 20, 21 y 22 de noviembre nos reunimos en Barcelona diversos
colectivos adherentes a la Sexta y simpatizantes con el EZLN. Agradecemos a
Adherentes a la Sexta de Barcelona y a la CGT por el esfuerzo organizativo
dedicado a que el encuentro se realice; del mismo modo a la federación
Local de Barcelona de la CGT, Aurea Social (Cooperativa Integral Catalana)
y a Café Rebeldía el apoyo logístico sin el cual no habría podido
celebrarse este evento.



Estuvieron presentes colectivos adherentes e individualidades de Francia,
Italia, Suiza, Noruega, Euskal Herria, Catalunya, Estado Español, Alemania
y Reino Unido.



Para empezar este encuentro hemos celebrado la publicación por parte de la
Comisión Sexta del libro “El Pensamiento Crítico frente a la Hidra
Capitalista”, importante herramienta para entender el contexto actual a
través de la mirada de las y los de abajo y a la izquierda. Este libro
cuenta ahora con una edición en castellano e italiano para Europa.



Durante el encuentro hemos debatido acerca de nuestras herramientas de
lucha, resistencias, caminos hacia la autonomía y las luchas al lado de las
compañeras y compañeros pres@s.



Hemos tenido oportunidad de hacer balance colectivo e intercambiar
experiencias acerca de los procesos que se han dado desde el último
encuentro en Val di Susa en junio de 2014. Confiamos en que las
conversaciones de las mesas de trabajo de este encuentro servirán para
mejorar la coordinación de ahora en adelante.



Además compartimos el dolor y la rabia de todas y todos los que en México
padecen las consecuencias de los ataques represivos del Estado. A un año y
dos meses del crimen de Iguala, seguimos recordando que nos faltan 43
compañeros y otr@s miles mas, y no vamos a dejar de luchar por ell@s.



Reiteramos nuestro compromiso con las y los zapatistas así como al lado de
los colectivos y organizaciones adherentes a la Sexta en México y en el
mundo. En especial al CNI y a su digna lucha contra los megaproyectos
impuestos por transnacionales, muchas de ellas europeas, y que atacan a su
vez a nuestros territorios. De la misma forma agradecemos el trabajo de
información independiente que hacen los Medios Libres en México y
seguiremos denunciando las agresiones que están sufriendo.



Por último creemos firmemente que para fortalecer la solidaridad con las y
los zapatistas, es necesario estrechar los vínculos entre las realidades
que desde abajo y a la izquierda construyen autonomía en nuestros
territorios.



Al igual que los pueblos que en México están sufriendo el despojo de sus
territorios, nos solidarizamos con quienes resisten en contra de
megaproyectos aquí en Europa. En particular, con la digna lucha NOTAV en
Val di Susa (Italia) y de la ZAD en Notre Dame des Landes (Francia).



Compartimos nuestra denuncia por la oleada represiva contra el movimiento
libertario en el Estado Español, que ha quedado patente a través de las
operaciones Piñata y Pandora, y más recientemente en la Operación Ice.



Desde los terribles atentados de París del 13 de noviembre, nuestro dolor y
nuestra rabia son grandes. Rabia en contra del totalitarismo, responsable
directo de esta masacre. Pero rabia también con la hipocresía de los
gobiernos europeos que hablan de guerra contra el terrorismo cuando son
ellos mismos los que crearon el monstruo de DAESH (ISIS) apoyando países
cómplices.



Tenemos claro que las intervenciones imperialistas tienen como finalidad
proteger sus intereses económicos. Denunciamos ahora que los Estados
europeos se aprovechen del duelo y del choque para profundizar sus
políticas militaristas, represivas, liberticidas y xenófobas.



Uno de los objetivos es criminalizar los movimientos sociales que son
atacados ahora con la restricción de las libertades individuales y
colectivas.



Nuestra lucha es para la emancipación y la justicia social, contra las
políticas que producen exclusión, represión, discriminación y despojo.
Seguiremos en pie con los movimientos sociales y con los pueblos que luchan
por la libertad, la justicia y la democracia en el mundo. Al Odio y al
Miedo, contestaremos con la Solidaridad y la Acción Colectiva.



Nuestra solidaridad natural va también del lado de las y los migrantes que
chocan contra el muro de la Fortaleza Europa, símbolo del neoliberalismo, y
que abre sus puertas a la riqueza pero no a quienes la producen.  El TTIP
es un brutal ejemplo de cómo los de arriba ponen en manos de las grandes
riquezas financieras el destino de los pueblos. De la misma forma en que lo
hace el TLCAN que alzó en armas al EZLN en 1994.



Paralelamente, a la digna lucha de las compañeras en Chiapas nuestra mirada
se dirige hacia los pueblos que resisten y construyen autonomía desde
abajo, especialmente al proceso que se esta desarrollando en Kurdistán y
que sufre el hostigamiento del mundo capitalista tanto occidental como
oriental.



Esta es nuestra humilde palabra.





        *       Associació Solidaria café Rebeldía-infoespai (Barcelona

        •       Associazione Ya Basta!  Milano (Italia)

        •       Ya Basta! (Alemania)

        •       Adherentes a la Sexta Barcelona  (Catalunya, Estado Español)

        •       ASSI – Acción Social Sindical Internacionalista, Zaragoza
(España)

        •       Chiapasgruppa LAG (Noruega)

        •       Union Syndicale Solidaires (Francia)

        •       Fédération SUD-Éducation (Francia)

        •       Les Trois Passants (Francia)

        •       CGT – Confederación General del Trabajo (España)

        •       Adherentes a la Sexta, Zurich (Suiza)

        •       Plataforma de Solidaridad con Chiapas y Guatemala, Madrid
(España)

        •       Txiapasekin – Plataforma Vasca de Solidaridadcon Chiapas
(Euskadi)

        •       UK Zapatista Solidarity Network (Reino Unido)

        •       Adhesiva, espai de trobada i acció (Catalunya)

        •       Bologna per Ayotzinapa (Italia)

        •       La Pirata
 
	*       Nodo Solidale, (México-Italia)

	*      Colectivo Zapatista de Lugano (Suiza)

	*      Nomads Bologna-Berlin (Italia-Alemania)

        *      Adherentes Individuales

2015/10/04

2 de Octubre. Tlatelolco, MX #EsElEstado

CQVGMqpWEAAb4KD            normalistasdesaparecidosayotzinapa-720x362CQUAwOQWsAAT_gr

 

vía Damian Reyes          https://www.facebook.com/SubversionEnDoMenor/posts/10205529196446273 x Maria José A.

¡AY, VIOLENTOS!, ¡NO-VIOLENCIA!, ¡DELINCUENTES!, ¡INFILTRADOS, VÁNDALOS PSEUDO-ESTUDIANTES!… ¡PRIMERO A LEER UN POCO DE HISTORIA!

Se conmemora un 47 aniversario más de la barbarie ocurrida en Tlatelolco, México, y de todas partes -televisión, radio, Facebook, Twitter- llueven comentarios de indignación (faltas de comprensión) acerca de los disturbios durante y después de dicha marcha.  Lo que es no conocer absolutamente nada de Historia, movimientos sociales ni de sus formas legítimas de protesta

En 1968, desde París hasta la Ciudad de México se vivieron procesos insurreccionales (satanizados desde siempre por la prensa y la opinión pública) entre estudiantes y obreros que permitieron hacer presión a los Estados en turno, para intentar lograr sus demadas, reivincando la democratización de la vida política y universitaria, el cese a la guerra de Vietnam (y el fallido intento de expandir las experiencias de la Comuna de París, 1871, de Leningrado, 1917, de la España del 36′ o las Revoluciones de Mao y el Che) y otros conflictos de dominio territorial, así como la liberación sexual, cultural, deportiva, anti-racista y hacia una nueva moral que respondía a la crítica del pensamiento moderno y los gobiernos totalitarios desde la URSS hasta Díaz Ordaz.

Sólo el sujeto imberbe piensa que el movimiento estudiantil (y las resistencias populares) se han erigido mediante flores, abrazos, pancartas, plumones y mordazas.

Si las palabras no son suficientes para entender dichas dinámicas históricas y procesos inherentes a la explotación como tipografía diaria, obsérvense con detenimiento las siguientes fotografías:

1) Estudiantes IPN repelen un ataque porril con piedras, palos y armas clandestinas en 1968.

2) Estudiantes y sus familiares posan victoriosamente después de un enfrentamiento donde se aprecia un camión dañado por explosivos, 1968.

3) Estudiantes, libertarios y sociedad en general repelen las agresiones policíacas de granaderos, 2015.

4) Estudiante detenido en una calle del Centro Histórico, 1968.

5) Estudiante detenido en una calle del Centro Histórico, 2015.

* Ojo: No legitimo a la violencia como la única y principal vía de lucha, sólo añado estos datos para consolidar el conocimiento de su uso en todo tipo movimiento social desde 1968 e incluso en siglos pasados (ejem. los ludditas en Inglaterra en el siglo XIX, los obreros suizos e italianos de la AIT entre 1864-1871, etc).

Considero que la huelga generalizada, el sabotaje colectivo, la organización efectiva entre todos los sectores sociales y la ocupación de los centros laborales y educativos, la superación de prejuicios, la administración común de los bienes y las tareas sociales son formas totalmente eficaces que dejarían a la violencia como un mito más en estas luchas históricas.

** Nuestros camaradas del Comité Libertario de Voca 9 nos comparten este blog fascinante donde vienen más resúmenes y fotografías con fechas de las represiones y los disturbios durante las jornadas de 1968 en México:

http://escritoconsangre1.blogspot.mx/2008/09/el-movimiento-estudiantil-de-1968-y-la.html?m=1                 #2DeOctubreNoSeOlvida      

Reporte        http://t.co/tTjJMbE101 

4     11218201_10205529177165791_3902097935884680065_n            5 11218201_10205529177205792_8414112419467013889_n

CQPlSWeVEAA54yI    3  12108158_10205529177125790_3824262497761282124_n    1 12108709_10205529177485799_2412344305051253117_n

 

2   12118895_10205529180365871_5654166022612341703_n                     12122625_936043753133342_8511004352204833323_n

 

12107802_689528877849127_5729657928505347544_n    12112361_1657936901085484_8308422136674737707_n  CQUOVgJUEAA2VLP

 

CQUFN2DVEAE9w2N

 Diaz Ordaz, Peña Nieto. PRI.

 

 

 

 

bonus

Older Posts »

Powered by R*